Las competencias digitales en el trabajo están tomando gran relevancia en respuesta a economías y mercados globalizados y automatizados. El cambio en los hábitos de consumo, el teletrabajo, las redes sociales y el mayor uso de aplicaciones móviles, son algunos factores que hacen relevantes y necesarias algunas competencias digitales profesionales; sin embargo, la fuerza laboral de las empresas en México muestra un evidente rezago en el desarrollo de estas habilidades. Esto es una realidad, por lo que muchos trabajadores, empleados y profesionistas buscan aprender y desarrollar nuevas competencias que les permitan crecer en su actividad actual y ser más útiles y mejor valorados para sus organizaciones.

En respuesta a la acelerada transformación digital que tienen los mercados y las organizaciones y a una mayor apuesta por el trabajo remoto y el comercio digital, se han identificado cinco actividades que requieren de competencias digitales profesionales y que más valoran las organizaciones en nuestro país; estas están vinculadas con:

  1. Comercio electrónico
  2. Tecnologías de colaboración
  3. Marketing digital
  4. Administración digital
  5. Tecnologías de administración de proyectos

Lo anterior implica lo siguiente:

  1. Conocimiento digital -Capacidad para desenvolverse profesional y personalmente en la economía digital.
  2. Gestión de la información – Capacidad para buscar, obtener, evaluar, organizar y compartir información en contextos digitales.
  3. Comunicación digital -Capacidad para comunicarse, relacionarse y colaborar de forma eficiente con herramientas y en entornos digitales.
  4. Trabajo en red -Capacidad para trabajar, colaborar y cooperar en entornos digitales.
  5. Aprendizaje continuo -Capacidad para gestionar el aprendizaje autónomo, conocer y utilizar recursos digitales, mantener y participar con grupos de aprendizaje.
  6. Visión estratégica – Capacidad para comprender el entorno digital e incorporarlo en la orientación estratégica de los proyectos.
  7. Liderazgo en red -Capacidad para dirigir y coordinar equipos de trabajo en red y en entornos digitales.
  8. Orientación al cliente -Capacidad para conocer, comprender, interactuar y satisfacer las necesidades de los clientes en contextos digitales.

 

Desafortunadamente, los trabajadores en México sólo poseen un dominio avanzado en tecnologías de colaboración y administración digital. En el resto de las competencias digitales profesionales el dominio es considerado “básico – principiante”. A pesar de la importancia de estas competencias digitales en el mercado laboral actual, se destaca que la mayoría de ellas, generalmente, “no se encuentran en un plan de estudios escolar”, por lo que lo que su búsqueda no se enfoca en los programas educativos, si no en su desarrollo dentro del mundo real.

¿Contratar o desarrollar habilidades digitales?

A nivel general, la mayoría de la fuerza laboral dentro de las organizaciones carece de una formación y desarrollo de estas competencias. Las organizaciones que han adquirido y capacitado a su personal en estas habilidades tienen preocupación por la fuga de ese talento; limitando su desarrollo a gran escala.

 

La apuesta por el desarrollo de habilidades digitales es un “cambio fundamental en el nuevo entorno de trabajo, se habla mucho al respecto, pero no se hace lo suficiente para desarrollarlas”.

 

Las organizaciones “compran estas competencias” buscando y contratando nuevos perfiles, sin embargo, esta estrategia perderá fuerza a medida que talento disponible se encuentre empleado y se incrementen los costos para adquirirlo, por lo que el reto es entrenar y reentrenar a la fuerza laboral con la que ya cuentan las organizaciones.